Noticias

Buick presta auto por un día e incluye imágen de Bar Refaeli

Buick

Y no es sólo eso. Estos Buick vienen con videos donde varios maestros enseñan ejercicios de yoga y de cómo lograr la tan esquiva felicidad.

Esta campaña de marketing de Buick es bastante descabellada. Buick se ha enfocado en autos de lujo, situándose sobre Chevrolet, que es más masivo, y bajo la opulencia de Cadillac, siendo todos ellos parte de abanico de marcas de General Motors.

La idea lanzada por Buick se llama “24 Hours of Happiness TestDrive” (algo asi como Test de Prueba: 24 horas de felicidad), que fue presentada como una especie de nueva era de las promociones automovilísticas.

Y funciona así: los vendedores participantes no van a dar una vuelta con el potencial comprador del auto, sino que se lo pasan por 24 horas. A su total disposición queda el vehículo. Así puede sacar a pasear a la familia por caminos conocidos y no conocidos. Pero la oferta no termina ahí. El vehículo viene además con una serie de complementos. Trae videos podcasts, imágenes digitales y hasta un recipiente con perfume.

Viene, según contó la revista “Forbes”, un podcast motivacional que se llama “El camino Buick hacia la felicidad”. En él aparece un tipo que se llama Shawn Achor, presentado como “un investigador de la felicidad”. El objetivo de su intervención es cementar “la sensación de felicidad y bienestar del conductor”. Un segundo podcast trae a Jeff Kober, actor y coach de la meditación. Él ayuda a los conductores a “incrementar la atención, la claridad mental y el foco”.

Un video trae a Chad Dennis, promocionado como “el instructor de yoga de las estrellas”. Él escenifica una serie de posturas yoguis que pueden ejecutarse dentro del auto -no mientras se maneja, obviamente- y que ayudan a “aliviar la tensión, aumentar el desempeño físico e incrementar la claridad mental y la focalización”.

Esta guía espiritual y física obsequia además variadas imágenes digitales que ilustran técnicas y puntos del cuerpo donde se puede presionar para “aliviar la tensión de la cabeza, el cuello y los hombros”. Estos ejercicios son cortesía de un tipo llamado Dr. Dot, al que Buick presenta como “el masajista de las estrellas”.

>Por si no fuera suficiente, viene un recipiente con un perfume “diseñado para elevar y estimular los sentidos”: es una mezcla de aromas de madera, cristales y el característico cuero Choccachino Buick, usado en los autos.

Y para más remate, en el video promocional aparece la modelo Bar Refaeli ejecutando varias de estas técnicas y ejercicios. Y la chica se ve deslumbrante y ultra relajada.

Bueno, el propósito de todo esto es, en suma, vender el auto. Y este canto de sirenas gira, al final en torno a esta posibilidad que otorga Buick de llevarse el vehículo por 24 horas.

Claro que no cualquiera puede llegar y tomar el vehículo. Deben ser conductores con seguro automotriz, de al menos 21 años y con tarjeta de crédito. Y detalles de otras restricciones quedan discreción de la empresa que finalmente está vendiendo el auto.

La idea tan insospechada aventura de marketing es del vicepresidente de Buick EE.UU., Duncan Aldred. En el comunicado a los medios él afirmó: “Creemos que este innovador contenido de conocimientos y el papel que jueguen los vendedores de autos conectará a Buick con un sentido más elevado de bienestar y entusiasmo por la marca”.

Fuente: LUN Digital